Creó test que evita sacar la tiroides innecesariamente

20/5/16

Hernán González, cirujano oncólogo, destacado por Corfo

ThyroidPrint hace un análisis genético para determinar si son nódulos benignos o no.

MAURICIO RUIZ
E l 40% de la población chilena desarrolla algún nódulo en la tiroides, algo así como 7 millones de personas, pero no se asuste porque los individuos con sospechas de generar un cáncer son muchos menos, unos 2.500 al año aproximadamente.

El problema viene cuando se hace una biopsia para saber si ese nódulo sospechoso es maligno o benigno porque un 20% es calificado como indeterminado, es decir, el análisis microscópico no resuelve si tiene células cancerígenas o benignas

‘A esos casos indeterminados que tienen 25% riesgo de cáncer se les extrae la tiroides por prevención. Lo lamentable es que hasta 75% de eso casos efectivamente no tienen cáncer y se someten a una operación por la puras’, dice Hernán González, cirujano oncólogo quien, junto a un equipo de ocho profesionales, creó un test que determina los que efectivamente son benignos. El sistema se llama ThyroidPrint y para desarrollarlo contó con el apoyo de un financiamiento de Innovación Empresarial de Alta Tecnología de la Corfo. Está a punto de salir al mercado chileno y latinoamericano. ‘Nosotros estimamos que se pierden entre 8 a 10 millones de dólares anuales en Chile por los diagnósticos indeterminados y las operaciones innecesarias’, dice González.

-Doctor, ¿en qué se diferencia el test que ustedes realizan a una biopsia tradicional?

-Es un test genético que se aplica a las células extraídas en una punción. Son 10 marcadores genéticos que al analizarlos en su conjunto son capaces de detectar si hay cáncer o no con un 98% de seguridad.

-¿Analizan si hay factores hereditarios o el historial de los familiares del paciente?

-No, esto es sólo análisis con el test. No se necesita información de ese tipo.

-¿Aparte de evitarle al paciente ir al pabellón, qué otros beneficios tiene este test?

-El riesgo de no ir a pabellón es un beneficio tremendo y, además, evita tomar hormonas de tiroides de por vida. Por el lado institucional, los sistemas de salud se van a ahorrar un montón de plata. Es un test muy complejo, pero barato si lo comparamos lo que se pierde en una operación. Vale cerca de 650 mil pesos y hacer una cirugía cuesta entre 2 y 3 millones de peso. Es decir el ahorro es inmenso.

ThyroidPrint, junto a otras 49 innovaciones fue destacada este jueves por la Corfo. Las historias se pueden leer en el portal http://www.corfo.cl/casosdeinnovacion.

This entry was posted in Economía, Lun and tagged . Bookmark the permalink.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Usted puede utilizar las etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>