El cabo Rojas clama por su salud: “Me están dejando morir”

27/7/18

El mecánico eléctrico de la Arma- da acusa que la institución no está haciendo todo lo necesario para tratar el cáncer que lo aqueja y lo tiene al borde de la muerte.
Un desesperado llamado de auxilio realizó por redes sociales un joven cabo segundo de la Armada, aquejado de un complicado cáncer que lo mantiene internado en el Hospital Almirante Neff, en Viña del Mar.

A través de sus cuentas de internet, Davinson Rojas, de 28 años, relató que de sus 10 años en la Armada los últimos seis años había cumplido funciones en la Fragata Prat como mecánico eléctrico, por lo cual, a su juicio, se vio expuesto a la radioactividad asociada a la atención del radar de la embarcación.

“En dos oportunidades se me ha diagnosticado fallidamente en el Hospital Naval, lo que agravó mi condición. Al momento tengo un cáncer con quince nódulos en cada pulmón y una metástasis que viene de mi muslo izquierdo de tamaño importante, la que llegó ahora a mi cerebro”, explicó.

En su relato aseguró que “la Armada de Chile no ha querido realizar una costosa operación que podría salvarme la vida, sólo por los costos”.

Debido a la gravedad de su condición, se hace necesaria una cirugía no invasiva denominada Gamma Knife, que tiene un valor cercano a los $7.500.000, que sólo puede realizarse en el Hospital Militar en Santiago.

“Por ahora sólo pido auxilio porque me están dejando morir acá, si bien estoy hospitalizado, por ahora no se me ha hecho nada”, acusó desde su cama de la torre de hospitalización.

Recurso. Desde la Armada, el director del Hospital Naval Capitán de Navío Boris Sánchez Manríquez, explicó que el paciente no ha estado abandonado, “La Armada de Chile es una institución solidaria, acompañamos a quien lo necesite de manera activa o en retiro”.

“Hubo una reunión de un comité de especialistas, se trató el caso clínico del paciente, se sacaron algunas conclusiones que en esté momento tiene el médico tratante y que se la está informado al paciente y a su familia”, agregó el doctor.

La institución informó a través de un comunicado que “queremos resaltar que a Davinson nunca se le ha negado el tratamiento ni menos descontinuado la medicación. Siempre ha estado acompañado por el personal de nuestro hospital, brindándole el apoyo necesario, tanto médico como emocional para enfrentar la compleja situación que está viviendo él junto a su familia. El tratamiento que se le ha brindado y ofrecido ha sido el acorde a su condición médica”.

Pese a ello, Davinson asegura que durante el 2018 un documento entregado a su madre aseguraba que la Armada no se haría responsable del tratamiento por no formar parte de las prestaciones del lugar.

Desesperado por una atención medica digna, en la Corte de Apelaciones de Valparaíso fue presentado un recurso de protección para exigir que la institución responda por su atención.

El abogado de Rojas ingresó un recurso de protección en contra de la Armada en donde solicitó que se le obligue a la institución el pago del tratamiento del funcionario.

CIFRA
28 AÑOS tiene el cabo. Considera que su trabajo con elementos radioactivos lo perjudicó.

15 NÓDULOS tiene el joven en cada pulmón y metástasis en el cerebro. Su pronóstico es sombrío.

SITUACIÓN DESESPERADA
“Tengo un cáncer con quince nódulos en cada pulmón y una metástasis que viene de mi muslo izquierdo de Liman° importante, la que llegó ahora ami cerebro':
DAVINSON ROJAS, mecánico naval.

Link de noticia

This entry was posted in Crónica, La Cuarta and tagged . Bookmark the permalink.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Usted puede utilizar las etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>